Blog

Sobre mí

Contacto

La mejor madre del mundo

14 de enero de 2021

l

Mayte Galardi Uribarri

AaBb

  • Fecha de visionado: 09/01/2021
  • Lugar de visionado: Teatro Arriaga, (Bilbao)
  • Sinopsis y ficha técnica: Pabellón 6
  • Idioma: Castellano

Una ecografía caleidoscópica de la maternidad 

Solo hay una sensación más enriquecedora y gratificante cuando se sale de un teatro que la de haber sido capaz de conversar con una obra, y es la de sentir que esa representación te ha hecho conversar contigo misma. Esto fue lo que me sucedió el pasado 9 de enero cuando salí del Arriaga de ver “La mejor madre del mundo”.

No pretendo con esta entrada destripar la trama principal de la obra, sino anotar algunos de los matices que me sugirió. Para mí esta representación habla de, o mejor dicho, “me hizo hablarme” de:

La soledad compartida y a la vez individual de las madres. De la sutil y robusta diferencia entre querer, poder y necesitar. De desear y de amar. De amar desde que ¿solamente? hay un deseo. De invertir el orden de los factores. De la titularidad de los anhelos. De si madre se nace o se llega a ser. De si hay diferentes formas de ser madre.

También de la maternidad como posibilidad, como proyecto imposible, como frustración, como obligación sobrentendida y como mandato velado, como parte del sistema trasnochado y actual.

La maternidad como status, como expectativa “auto-cumplida”, como lo normativo, como revolución, como hecho identitario, como éxito y como exposición al más oculto, doloroso y vergonzante de los fracasos. De la maternidad como presencia y como desoladora ausencia.

La maternidad como plenitud, como fuerza, como energía pero también como fuente de miedo, de incomprensión, de conexión con la vulnerabilidad, con el eterno cuestionamiento propio y ajeno. Como acto supremo de entrega desmedida y como renuncia rotunda y absoluta.

La maternidad como superación, como omnipotencia, como estructura, como caos, como evidencia e incertidumbre. Como milagro, como avance tecnológico y como negocio. Como unión y como distanciamiento irreconciliable; como compleja sencillez, como equilibrio y como amenaza. La maternidad como herencia y como legado.

La maternidad como cordura enajenada, como circunstancia concreta y puntual. Pero también como realidad colectiva, transgeneracional, atávica y perpetua. La maternidad como relato y como silencio. La maternidad como forma de vida que ¿merece la pena? ser vivida.

La maternidad como todo esto y como todo lo contrario.

Escrito por Mayte Galardi Uribarri

De profesión cuadradora de círculos. O dicho de otro modo, combino la comunicación y la gestión cultural desde un enfoque de incidencia y justicia social basado en la Cultura de Paz, los Derechos Humanos y la Igualdad.

Comentarios

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Mayte Galardi Uribarri.
  • Finalidad  Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios  Webempresa Europa S.L.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Blog

Categorías del blog

Comedia

Tragedia

Musical